4.5 (90%) 2 vote[s]

ANOTACIONES. Frutas y hortalizas, además de ser un excelente reclamo para muchos productos –champues y otros productos de limpieza que las contienen, yogures y otros lácteos que argumentan su contenido, …-, están asociadas a una serie de festividades en diferentes lugares del mundo.

Manzana, “fruta nueva”, granada, zanahoria, … en la tradición judía
El inicio de año judío se celebra con Rosh Hashaná, “cabeza del año”, que significa “el cumpleaños del universo”, explica el blog de Natureseal, la empresa especialista en recubrimientos para mantener la calidad de frutas y hortalizas cortadas. Ceremonias de encender velas por las noches y compartir comidas con delicias dulces durante la noche y el día marcan esta festividad.

El pan Challah tradicionalmente horneado en panes redondos, y a menudo rociado con pasas, se sumerge en miel en lugar de sal, expresando el deseo de un año dulce. Más allá del tema dulce, es tradicional comenzar la comida la primera noche con rodajas de manzana bañadas en miel. En la segunda noche de la festividad, no se comen manzanas. Sin embargo, si se come, antes de partir el pan (y sumergirlo en miel), una “fruta nueva”, algo que no se ha probado desde la última vez que estaba en temporada.

En muchas comunidades judías, se consumen alimentos tradicionales adicionales, cada uno de los cuales simboliza un deseo para el próximo año. Muchos comen granadas, dando voz a un deseo de que “nuestros méritos sean muchos, como las [semillas de la] granada”. Otro alimento común es el tzimmes, un plato dulce a base de zanahoria que simboliza el deseo de un año de abundancia.

Hannakah, o el Festival de las Luces, es otra tradición profundamente arraigada en la participación de comidas simbólicas. Esta fiesta judía es una celebración de un milagro relacionado en el Antiguo Testamento que describe el valor del petróleo de una noche que duró 8 noches. Así, se celebra con alimentos fritos en aceite. Uno de los más populares es el latkes, un pastel de patata frito en aceite hasta que esté dorado y crujiente.

Manzana, pasas y otros frutos secos en el Reino Unido
Una delicia inglesa más antigua de la época es el pastel de carne picada. El delicioso relleno utilizado en esta oferta tradicional contiene manzanas y una variedad de frutas secas, incluidas las pasas. Y seríamos negligentes si no incluyéramos el pastel de frutas de Navidad, la base de muchos chistes de Navidad. Llevando el pastel de frutas uno o dos pasos más al rociarlo con alcohol (más comúnmente el brandy o el whisky), cocerlo al vapor y crear el amado pudín de Navidad.

Zanahorias, champiñones, col,… en Lituania, Polonia y Ucrania
En Lituania, las comidas de Navidad consisten en 12 platos que simbolizan a los apóstoles. Como parte de sus vacaciones, no se consumen carne, huevos ni lácteos. Entre los platos que se sirven se encuentran arenques con zanahorias y champiñones y albóndigas rellenas de col. Estos platos también son populares en Polonia y Ucrania.

Otras comidas comunes que se consumen en la víspera de Navidad en Polonia son tradicionalmente sin carne e incluyen otros alimentos básicos como la sopa de remolacha y las papas hervidas.

En Ucrania, los miembros de la Iglesia ortodoxa ucraniana se adhieren a una dieta estricta sin azúcares, grasas o carnes. Las cenas festivas incluyen Kutya, que se basa en la miel y contiene trigo, semillas de amapola y nueces. Más giros contemporáneos en esta oferta tradicional incluyen la adición de frutas secas o frescas.

Maíz, pasas y aceitunas en Venezuela
En Venezuela, el Hallaca de trabajo intensivo es uno de los favoritos que se sirve en Navidad. La masa de maíz, una mezcla de carnes, pasas y aceitunas se envuelven y atan en hojas de plátano y luego se cuecen al vapor.

Lentejas en Italia y Chile
La víspera de Año Nuevo en Italia, conocida como La Fiesta de San Sylvestro, entre las comidas que se comen en la fiesta hay una gran olla de lentejas, una tradición que también mantienen los chilenos. Se cree que las leguminosas representan riqueza y prosperidad. Este plato es ampliamente consumido para traer riqueza y éxito en el próximo año.

Italia ha exportado a muchos países su “panettone”, una masa fermentada, dulce, horneada con frutos secos (diferentes tipos de nueces y fruta sesada). En algunos sitios cambia de nombre; es el “pan dulce” del Río de la Plata. Unitec, fabricante de maquinaria para calibrar frutas y hortalizas, obsequió a clientes y proveedores en las fiestas 2018 con un panetone que contenía exclusivamente cerezas, una de las especialidades de sus equipos, como fruta seca.

En Corea se festeja con repollo
El Año Nuevo, o Soll, es un momento de celebración en Corea y en muchos otros países asiáticos que siguen el calendario chino. Aunque es un artículo popular que se come durante todo el año, Kimchi, que tradicionalmente se hace con repollo, es una necesidad durante esta fiesta festiva.

Jengibre en Alemania
En Alemania, las galletas de miel y jengibre, con sus formas infinitas, son un acompañamiento de las fiestas navideñas. En todos los mercadillos alemanes y austríacos las casetas de productos alimenticios tienen una oferta abundante, con decoraciones de azúcar con colores, que suman a la vistosidad de los objetos expuestos y hacen de su sabor un clásico de estas fechas.

Ciruelas en Centroeuropa
Los knedles son una delicia centroeuropea; en lo que era Checoeslovaquia es una de las comidas de fiesta. Son ciruelas desecadas envueltas en una masa hecha con puré de patatas y harina; éstas se hierven y aderezan con una mezcla de sémola, semillas de amapola –otro clásico de la comida Centroeuropea- y azúcar (receta de memoria, puede tener fallos). Hacen fiesta!

Fruta escarchada, calabaza y boniato
El roscón de Reyes, en España, o el pastel de Pascua, llevan fruta glaseada o un huevo duro en el centro, decorado, y una de sus ingredientes son distintas frutas escarchadas que se utilizan para darle saber colocándolas en el exterior. En Navidades los turrones se acompañan con frutas glaseadas -naranja, melocotón, sandía, … – de azúcar.

Los buñuelos de calabaza y las empanadillas de boniato se asocian a las fiestas valencianas; en Fallas y otros momentos festivos abundan los puestos de venta abundantes en que se encuentran de ambas especialidades.

Manzanas en strudel
Si no es fiesta, un strudel de manzana bien hecho, la hace. Hecha originalmente con manzana ácida rallada, mezclada con azúcar y canela y envuelta en una masa replegada sobre si misma conteniendo en los pliegues la mezcla de manzana rallada, azúcar y canela. Actualmente hay simplificaciones basadas en manzana troceada, aderezada de forma similar, utilizada como relleno de masas que recubren una tortera y tapan el rellano. Unas buenas y otras intrascendentes. Ninguna como la strudel de mi abuela Clara.

Más información
Fruits and vegetables steeped in holiday traditions, Natureseal Blog

La imagen del Roscón de Reyes es de Revista Cocina, Fruta escarchada

Informaciones relacionadas

Diez claves para las comidas de Navidad sin desperdicio

Los albaricoques secos, un tentempié para muchas ocasiones

Discusión sobre si o no estos alimentos engordan