Al aproximarnos a marzo, se acerca también la fecha en que podemos empezar a disfrutar de los nísperos, en España la primera fruta de árbol que madura.

Se trata de una fruta de hueso, de primavera, que se cultiva en España comercialmente en Alicante, en Callosa d´Ensarriá, donde existe la DO denominación de origen de ese nombre. La variedad que se produce es Algar o Algerie y se cosecha hasta mediados de junio.

El níspero es una fruta de piel muy sensible a los roces, que se manifiestan como zonas marrones que no afectan al sabor pero sí la apariencia, por lo que a nivel comercial se cultiva bajo malla. Y es un arbolito común en muchos huertos y casas de campo, que sin cuidados permite disfrutar sus bonitos y ricos frutos. El llamativo color naranja de los frutos y su abundancia hace inconfundibles a los árboles cuando es la estación.

Los nísperos no sólo son disfrutables por su sabor; tienen también una serie de propiedades nutricionales.

En la página web del Consejo Regulador Denominación de Origen Protegida Nísperos de Callosa d´Ensarriá explican que por su alto contenido en potasio y pobreza en sodio es muy útil para personas con problemas de peso, dado que además contiene muy pocas calorías. Es una fuente interesante de calcio y fósforo. Contiene pectina, que regula el tránsito intestinal y arrastra compuestos de desecho. No acaban ahí sus propiedades, ya que tiene efecto antidiarréico, diurético, etc.

Sobre otras propiedades y su composición nutricional, puede leerse AQUÍ

La fibra soluble que contienen los nísperos ejerce un efecto saciante, que ayuda a las personas con sobrepeso, dice también el Ecoagricultur. Y menciona otras diez propiedades, con como el ser diuréticos, buenos para para cuidar el hígado, el sistema digestivo, la piel y el cabello, para la diabetes, nísperos para cuidar la vista, retrasar el envejecimiento, antidiarreico, para cuidar los riñones y para la gota o ácido úrico alto.

La imagen es de COmerco y pertenece a una receta de mermelada, riquísima !!!

Por su riqueza en pectina, Eroski Consumer sugiere utilizarlo para jaleas, compotas, mermeladas y confituras, aunque reconoce que no se trata de una forma de utilización extendida.

En España existen registros de más de cuarenta DOP, IGP y ETG. sólo de frutas, hortalizas y legumbres